martes, 23 de diciembre de 2014

Nueva Zelanda II, Northland


8 de noviembre 
Hay  veces que es difícil decidirse por una foto de inicio, bien por que no te gusta ninguna, o, como es el caso que te gustan todas, si además te habías quedado prendada del sitio donde las hiciste, más todavía, así que he decido 
poner 5, aunque podría poner muchas más. Este lugar me impresionó por su belleza... llegamos de noche, había luna y ya intuí que el entorno era mágico... cuando muy tempranito levanté la cortina 
de la caravana, comprobé que 
no me había equivocado; estaba amaneciendo y la marea baja... fue una gozada desayunar viendo como iba subiendo, y como el paisaje se transformaba.
Siempre conservaré en mi recuerdo la  primera visión 
mañanera de  esa hermosa Bahía, vista desde un camping de Ruakaka, situado a la orilla del mar y con unas vistas privilegiadas... me costó irme de allí!  Pero el viaje no había hecho más que empezar... 
En la entrada del otro día nos habíamos quedado en  Auckland. Desde allí  nos dirigimos a Northland, una de las 16 regiones de Nueva Zelanda y a la que los neozelandeses llaman "el lejano norte". 
Es una región llena de encanto con  un terreno  ondulado, que me recordó los dibujos infantiles;  el verde lo domina todo, solo las manadas de animales le dan color, hay vacas de todos los colores, ovejas, ciervos, pavos; todos   
pastando en libertad, la
ganadería y  la silvicultura son su principal actividad económica. Es la región menos urbanizada del país, donde solo cerca de la mitad de sus habitantes viven en la ciudad. Whangarei es  la ciudad más grande.
La Cascadas de Whangarei, tienen fama de ser las más fotogénicas de Nueva Zelanda... no lo pongo en duda, pero hay muchas otras muy hermosas. 
Sin ir más lejos, a unos kilómetros nos encontramos las Haruru Falls, no son tan espectaculares, pero  me han  encantado.
Comimos frente a Bay of Islands;  una costa  bañada por el Pacífico y con más de 150 islas, salpicando sus aguas turquesas. es un de los destinos turísticos por excelencia,  desde que en 1930,  se construyo la carretera que entre Northland y Aukland. A  esta bahía  llegaron los primeros europeos que se establecieron en el país. El  primero fue el capitán Cook que visitó estas costas en 1789, poco después llegaron los primeros balleneros y en 1814 se fundó la primera misión.
En torno a la bahía hay ciudades históricas muy interesantes, en una de ellas, Kerikeri se conservan tres edificios emblemáticos:
 el Stone store, la casa de piedra más antigua de Nueva Zelanda,   (la mayoría de las edificaciones del país son de madera); el edificio de la segunda misión (de madera) que se estableció en el país, y la iglesia de St, James Church, construida en 1878 con maderas de árboles kauri y puriri. Del kauri hablamos en breve.
Acabamos el día contemplando una maravillosa puesta de sol sobre el Mar de Tasmania en la playa de las noventa millas y cargando las pilas para la inolvidable excursión que nos esperaba al día siguiente.



  9 de noviembre
A las 9 de la mañana  
nos   recogió   en   el
camping el autobús que nos llevará al punto más al norte del país, Cabo Reinga que está   situado a más de 100 km al norte de la ciudad más  cercana. Hace un día primaveral y
el paisaje es precioso, contemplamos  playas espectaculares, hermosas bahías y esas colinas onduladas como si las hubieran dibujado los niños.

Cape Reinga es un lugar sagrado para los maories, según sus creencias desde este lugar, los espíritus de los muertos emprenden su viaje hasta Hawaiki (isla mágica donde los polinesios sitúan su origen)
Desde un punto de vista más terrenal se considera el punto de separación entre el Mar de Tasmania  en el oeste (a la izquierda del faro) y  con el Océano Pacífico al este  (derecha). Desde el faro es posible observar las corrientes de los dos mares chocando y creando una zona de aguas turbulentas.
La vuelta al punto de partida resultó de lo más entretenida, fue la primera vez que hice un viaje en autobús por la playa y vi practicar surf en una duna de arena. 
Ninety Mile Beach, la playa de las noventa millas, es la más larga del país y constituye casi un desierto con dunas que alcanzan los 143 metros de altura al lado del mar, su arena es tan densa que por ella circulan coches y autobuses... fue una experiencia increíble!
Cuando llegamos al camping quedaban todavía unas horas de luz... como íbamos en plan caracol con la casa acuestas, decidimos adelantar camino, para estar más cerca de la visita del día siguiente, teníamos mas de medio deposito de gasoil,  la primera gasolinera que vimos, estaba a la derecha (aquí se conduce por la izquierda), por tanto, decidimos esperar a la siguiente... era domingo y eran más de la cinco de la tarde... la siguiente gasolinera que encontramos, y la siguiente, y la siguiente... estaba cerradas, teníamos una más en el camino, pero como estaba en una población pequeña y sospechando que podía estar cerrada, decidimos desplazarnos a una población un poco más grande donde habría más posibilidades... pues no... también estaba cerrada... la mayoría cierra los domingos a las 5 de la tarde. Para adelantar camino cogimos un transbordador en donde hice esta foto del sol a punto de perderse en el horizonte... ¡ah..! Y no quedo otra que dormir al lado de la gasolinera... otra experiencia más!
10 de noviembre
Por la mañana muy temprano inspeccionamos los horarios de la gasolinera, abría a la 8, y el supermercado a la 7,30... "...eso me hizo entender por lo que cierra todo tan temprano. Excepto los supermercados en las ciudades grandes, todo lo demás cierra  a las 5 de la tarde..."

Y una vez llenada la pancita de nuestra caravana  nos dirigimos al bosque de Waipoua,  el hogar del Tane Mahuta, el señor del bosque, es el mayor árbol de kauri que existe en la actualidad (4,4 m de diámetro y 17,7 m de altura  
hasta   el    nacimiento    de   la
primera rama). El kauri es una especie de conífera endémica del norte de la Isla Norte de Nueva Zelanda al norte de los 38º lat. S. Personalmente este árbol de la foto, ha sido una de las cosas que más me ha impresionado. Lo descubrí tras un corto paseo por un bosque a primera hora de la mañana, el sol se colaba por entre las ramas, solo se oía el canto de los pájaros, en el ambiente había como magia... y de pronto...  aquella inmensidad de árbol... me quedé sobrecogida!  En el mismo bosque quedan algunos más, pero nada comparable con el Tane Mahuta.

Estos árboles han sido muy importante en el desarrollo de Nueva Zelanda y tiene un importante   museo: The Kauri Museum, al que dedicamos el resto de la mañana. Por la tarde tocó hacer millas para dirigirnos hacía  el Sur... 






Me ha costado muchísimo tiempo preparar esta entrada... un pinzamiento discal me mantiene a medio gas... por eso estoy tan ausente de la red estos días... estoy deseando volver  a la normalidad...  mientras tanto: 
 ¡Feliz Navidad para todos!


18 comentarios:

  1. ¡Qué viaje! ¡Son unas fotos espectaculares! si no llega a ser por tí que te has tomado la molestia de preparar la entrada, seleccionar cuáles poner y toda la información posible tan interesante no hubiera imaginado que Nueva Zelanda es un paraíso!
    Aprovecho para desearte unas Felices Navidades!! cuídate y descansa.
    Biquiños!!

    ResponderEliminar
  2. Que viaje más lindo ! Estuve una ves en Nueva Zelandia , los paisajes son increíblemente bellos ,,,a ! Espero que tengas una feliz Navidad y un propesro año nuevo junto a tu familia
    Cariños

    ResponderEliminar
  3. las fotos son impresionantes, menudo viaje! es una preciosidad de paisaje, gracias pro compartirlo, espero que te encuentres mejor, dejate mimar Bicos

    ResponderEliminar
  4. Hola mi Reina Mora !!!!
    Qué delicia de entrada, me ha encantado todoooo, sólo tiene una pega: lo corta que se me ha hecho jaja
    Muchas gracias por compartir este maravilloso e impresionante viaje, espero que estés un poquito mejor, aunque esas cosas no son rápidas precisamente.
    Te deseo de lo Bueno, lo Mejor para tí y todos los tuyos mi querida Milia y que pases unas Felices Fiestas.
    De todo corazón, besotes bien gordos, nos vemos a la vuelta, amiga.

    ResponderEliminar
  5. QUERIDA MÍA... No me extraña que tengas pinzamiento vertebral; porque te lo has currado... Pero que maravillas tiene la TIERRA ¿verdad? y que afortunados habéis sido de poder ver una de las más grandes!!!
    Me ha encantado la publicación, la explicas con tanto detalle y sentimiento, que casi he amanecido con vosotr@s viendo subir la marea.
    MIL BESOS TESORO, cuídate mucho y como te digo en mi blog; lanzo un mensaje sin botella para que los que tienes alrededor te cuiden, TE LO MERECES!!!.
    FELIZ NAVIDAD!!! :))))

    ResponderEliminar
  6. No haya mas que ver las fotos y tus comentarios para ver que lo pasaste de maravilla.Un beso grande y felices fiestas. Bsss Doris.

    ResponderEliminar
  7. QUE PRECIOSIDAD DE LUGAR!!!
    ME ENCANTA.
    SALUDITOS Y
    FELIZ NAVIDAD!!!

    ResponderEliminar
  8. Querida Milia, me habìa perdido la primera parte de tu maravilloso viaje por uno de los lugares màs impresionantes del mundo. Lo has contado tan fenomenal que me parecìa vivirlo todo a través de la pantalla. Precioso. Siento que tengas ese pinzamiento tan fastidioso, descansa y veràs que se pasa pronto. Me alegro de volverte a leer y de tu bonito comentario que me dejaste en gallego impecable. Te lo agradezco mucho. Un abrazo enorme de felices fiestas y que tengas una placentera entrada de año nuevo 2015. Hasta enero!

    ResponderEliminar
  9. Que footos más bonitas, sin duda es un paisaje realmente precioso y mágico, para perderte y reflexionar, relajarte escuchando de fondo esas cascadas maravillosas.
    Acabo de descubrr tu blog y meha gustaod mucho así que tienes nueva seguidora
    Un besazo enorme y feliz navidad
    Thiscanbeperfect.blogspot.com

    ResponderEliminar
  10. Espero te sientas mejor ya. Gracias por detenerte a contarnos todo esto además de compartir las fotos en Facebook, Milia querida,
    Me ha encantado este post y me han impresionado muchísimo ese árbol enorme y las interminables dunas de arena.
    Que venga muchos viajes más en el 2015 y también salud y recetas ricas.
    Besitos,
    Vero
    La cocina de Vero

    ResponderEliminar
  11. Hola Milia
    que bonita entrada, gracias por enseñarnos esas fotos tan espectaculares. Precioso viaje.
    besos guapa y que te mejores.
    Feliz año

    ResponderEliminar
  12. Que preciosidad de fotos y de viaje, deseo que el nuevo año te traiga mas momentos maravillosos como estos.
    Besos
    Raquel

    ResponderEliminar

  13. Olá amiga...Feliz ano novo!
    Seguimos nossa caminhada na construção de um mundo mais justo, fraterno, humano, harmonioso e de doação.
    Todos somos promotores da Paz...que começa em nossos corações e se estende a tudo que nos rodeia!!!
    Obrigada por fazer parte da minha história de vida!
    UM ABENÇOADO 2015!!!!

    ResponderEliminar
  14. Qué maravilla de paisajes, guapa.
    Me encanta poder conocer un poquito Nueva Zelanda a través de tu blog.
    Gracias por compartirlo con nosotros.
    Un besote, y feliz 2015. Que sea un año "viajero", jejeje. Y que te mejores.

    ResponderEliminar
  15. Qué viaje de ensueño Milia!!!!!! Embobada estoy mirando estas maravillosas fotos e imaginando lo maravilloso que debió ser este fantástico viaje!!!
    Espero que te recuperes muyy pronto, que tengas un maravilloso 2015 y que sigas compartiendo esta fantástica experiencia ;)
    Un enorrrrrrrme y cariñoso abrazo!!!

    ResponderEliminar
  16. Mi querida amiga, estoy casi toda la Navidad sin a penas conectarme, pero no queria que pasaran mas dias del año sin felicitartelo, y desearte que venga lleno de salud y de preciosos viajes como este que ya sabes que te los sigo al pie de la letra. Mil besicos tesoro

    ResponderEliminar
  17. Feliz 2015 que todos tus sueños se conviertan en realidad. Besos

    ResponderEliminar
  18. Milia,

    Cada dia me apaixono mais pela Nova Zelândia. Mesmo passando pelos mesmos lugares todos os dias, sempre existe algo que me chama à atenção. É muito belo.
    Suas fotos ficaram maravilhosas, e o post muito lindo e beme explicado.
    Volto pra ver as fotos anteriores.
    Lindo final de semana! Beijos

    ResponderEliminar

Mil gracias por vuestros comentarios, me encanta leeros... no siempre puedo contestaros con la rapidez que me gustaría, pero sabéis que antes o después voy a visitaros. Bicos