Marmitako

Marmitako

Hace unos día me encontré una seguidora del blog en la pescadería comprando bonito; me preguntó si tenía una buena receta de marmitako, la respuesta fue que varias, pero ninguna publicada, así que la entrada de hoy, tenían que ser esta, que por cierto lleva un tiempito en el borrador.
El bonito esta de temporada, y es corta, así que hay que aprovechar para prepararlo porque es el mejor momento.
El marmitako en esta época es un clásico en mi casa, nos encantan los guisos marineros y el pescado fresco, así que toca comprar un buen pan y saborear este delicioso guiso. 


Marmitako


 Ingredientes:

Para el caldo
  • Las espinas y la piel del bonito
  • 1 puerro
  • 1 cebolla 
  • 1 zanahoria grande
  • Perejil
  • 1 hoja de laurel
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • 1 vaso de vino blanco


Marmitako


Para el marmitako 
  • Aceite de oliva virgen
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento rojo 
  • 1 pimiento verde
  • 2 dientes de ajo
  • 1 tomate
  • 1 trocito de guindilla
  • 4 patatas peladas y cascadas
  • 2 cucharadas de pasta de pimiento choricero 
  • 600 g de de bonito limpio y cortado en trozos
  • Sal 
  • Perejil 

 Elaboración:

  1. Lavamos y troceamos los ingredientes del caldo. Sofreímos en una cazuela con un chorrito de aceite. Incorporamos el vino y dejamos reducir. Cubrimos con agua, salpimentamos, tapamos y dejamos cocer a fuego moderado durante 30 minutos. Colamos y reservamos. 
  2. Sofreímos en aceite de oliva, la cebolla picada con un poquito de sal un par de minutos, incorporamos los pimientos cortados en trocitos, mezclamos y dejamos cocinar durante 5 minutos, añadimos el ajo,  muy picadito removemos y enseguida agregamos el tomate bien picado y el trocito de guindilla ponemos algo más de sal, mezclamos bien y pochamos a fuego suave, hasta que las verduras estén melosas.
  3. Añadimos  las patatas y las rehogamos de cinco  a diez minutos. Incorporamos la pasta de pimiento choricero, mezclamos bien con todos los demás ingredientes, cubrimos con e caldo y dejamos cocinar a fuego suave 20 minutos, dependiendo de la calidad de las patatas. Movemos la cazuela de vez en cuando.
  4. Ponemos el bonito sobre las patatas  y cando blanquee retiramos la cazuela del fuego. Tapamos y dejamos reposar 10  minutos.
  5. Servimos espolvoreado de perejil..... ¡Buenísimo!

Y para acompañar a este guiso marinero de procedencia cantábrica; os dejo un atlántico, la caldeirada es muy típico de Galicia y también de Portugal; y un suquet, digno representante de parte de la costa mediterránea. Cualquiera de los tres es apropiado para hacerle un homenaje y sopetear a gusto.



Caldeirada de maragota


 https://www.cousasdemilia.com/2020/04/suquet-de-caballa.html

Suquet de caballa


Marmitako




¡Feliz mes de agosto!






Comentarios

Entradas populares